9:13 p. m.

Aguita de Abril

Publicado por Ixabone |


Hay verdades que cuestan mas de lo normal aceptar.
Hay verdades de esta vida que por mucho que las sepas antes de que ocurran, por mucho que su logica inevitable se demuestre con el paso del tiempo, no logras hacerte a ellas, jamas.
Hoy escribo desde una realidad demasiado forzada por lo que se espera de mi. Escribo desde la impotencia de sentir que el tiempo no pasa, que no olvido, escribo desde el desanimo de ver como todo sigue su curso como si nada hubiera ocurrido mientras me veo absorbida a cada dia, a cada hora, a cada recuerdo, por un vacio insaciable.
Me marca una ausencia que no consigo alejar, una rabia destructiva que me consume, una soledad que me devora cada noche y cada dia, un que hacer falto de voluntad, una rutina que carece de valor sin ella a mi lado, un pensamiento que se aferra a esta alma, que me despoja de vida y alegria, un miedo que se agudiza cada vez que debo tragarme una nueva oleada de lágrimas.
Desespero en mi propia desesperación mientras me animo a seguir pa´lante, rozando extremos absurdos de humor y tristeza alternados en un caprichoso azar de idas y venidas de echos y palabras vacias que tal como me llenan, me despojan de esperanza alguna.

Se que aun me queda mucho por hacer respecto a todo esto, y aunque lo afronte dispuesta a superar cuanto resta, me acechan dudas sobre mi propia fuerza.
Me recuerdo cada noche que donde hay recuerdo hay vida, y que cuanto necesito es tiempo para acostumbrarme a su falta.
No hay mas.




2:05 p. m.

Semana de Santa

Publicado por Ixabone |


Se cumple una semana de la muerte de mi Yaya.
Y sigo sintiendo que ha sido esta mañana cuando he recibido la maldita llamada de una defunción mas que anunciada.
Han sido siete días eternos de bajadas emocionales en silencio y una culpabilidad que arrasaba con todo si me sentía bien mas de unos segundos gracias a agudas traiciones de mi mente. Dias en los que me he obligado a seguir con una rutina diaria, a mantenerme ocupada casi las 24 horas del dia, a forzar una compañia si no queria caer en manos de mas lagrimas.
Se me fue una madre y aun no lo he aceptado.
Y no es hasta que alguna de las mil cosas que nos unían se pierde en el recuerdo de lo que ya no sera, que no me doy cuenta de que ya no esta.

Ahora me queda un terrible y frió vacío que no se como cubrir, y la extraña teoría de que estas cosas aunque no se superan jamas, se puede aprender a convivir con ellas.


10:11 a. m.

Big girls don´t cry

Publicado por Ixabone |


Mi situación personal de estos días se vuelve demasiado complicada si no quiero parecer una egoísta empedernida. Momentos de delicado equilibrio mental y físico, agravados por falta de sueño y el anhelo de un fin para todo esto.
Rabietas desmesuradas por no saberme el Padre Nuestro en situaciones de pavor, cuando una Fe equivoca y mal cultivada es lo único a lo que puedo recurrir.
Sentimientos que ato con pesos para que no afloren.
Conversaciones que ahora mismo no puedo consentir ni escuchar porque me enternecen en exceso, y entorpecen mi labor de bufón.
Y un cara a cara con la muerte en la soledad y el terrible silencio de 14 horas nocturnas, sujetando la débil mano de un pequeño cuerpo que languidece a cada suspiro, sin que pueda hacer nada en absoluto.
Aceptar que lo único que me separa de la locura estos días y estas noches, son recuerdos que se eternizan cuanto mas los evoco, y palabras que memorizo tras cada momento de debilidad, mientras mantengo alejada esa niña que aun que da en mi, que patalea y se niega a tolerar una perdida mas en su vida.
Pero tengo una promesa que cumplir; ser fuerte hasta el final.





Subscribe